miércoles, enero 16

Los dinosaurios en la cultura popular española y portuguesa (22)

por Heraclio Astudillo Pombo, Universitat de Lleida


Los dinosaurios en los medios de comunicación, españoles, más populares: la prensa periódica, el cinema, los cromos y los tebeos.
Segundo periodo: de 1900 a 1919, inclusive   (Continuación, 11ª parte).


Los dinosaurios representados en los cromos coleccionables españoles (1)


Introducción

El nombre popular cromo, deriva del nombre técnico cromolitografía que era un antiguo procedimiento de impresión, usado para reproducir imágenes coloreadas de bastante calidad. Los cromos eran un tipo de reproducciones gráficas, de pequeño tamaño, impresas sobre cartón o cartulina, pudiendo estar relacionados con una infinidad de temáticas diversas. Generalmente, diversos ejemplares que trataban sobre un tema particular, se podía agrupar formando series coleccionables. Tales pequeñas reproducciones gráficas se podían adquirir mediante la compra directa al impresor o al editor promotor, mediante el sistema de comprar en los kioskos callejeros los llamados "sobres sorpresa". El segundo sistema era la compra indirecta, pues quien los compraba directamente al impresor o editor era un fabricante que luego ofrecía como regalo, asociado a la compra de una determinada cantidad de muy variados productos comerciales que iban desde los licores y los cigarrillos, hasta la leche para biberones, los jarabes, las pastillas, pasando por los chocolates, las galletas, los concentrados de jugo de carne, etc. Los cromos que determinados fabricantes regalaban a sus clientes, se ofrecían como un atractivo hacia el producto y como un incentivo de fidelización de los compradores. 

Inicialmente, los cromos no se coleccionaban en álbumes, sino que cada coleccionista los acumulaba, usaba y conservaba de manera muy personal, de acuerdo a su posición económica y conveniencia de uso. Posteriormente aparecieron los álbumes como una forma mucho más racional y más conveniente a la conservación y exposición de los cromos, de manera que podía ser enseñados y consultado con facilidad, rapidez y sin sufrir deterioro por el uso.


Aspecto de la cubierta del álbum de cromos de Nestlé, distribuido en España entre los años de 1930 y 1935, en cuyo interior, en la página 52, se acogía una serie dedicada a mostrar el aspecto y el nombre de diferentes animales prehistóricos, algunos de los cuales eran dinosaurios. 

Uno de los temas educativos, más reclamados y reproducidos en las colecciones de cromos, fue el de la Historia Natural, y dentro de este tema, el subtema de los "animales prehistóricos", también conocidos antiguamente como "animales antediluvianos", por considerarse que habían vivido en los tiempos anteriores al Diluvio universal. Entre los "animales antediluvianos" se incluyeron los dinosaurios y otros tipos de animales muy antiguos y muy diversos.

Los 600 cromos que constituían las 50 series, se podían coleccionar y conservar en el interior de este magnifico álbum de 64 páginas, se distribuían entre el público coleccionista, ocultos en el interior de las tabletas de chocolate con leche, de la afamada marca suiza Nestlé. 
Además de los cromos, también se incluían unos bonos con puntos, por medio de los cuales se podían obtener aquellos cromos que no se habían podido conseguir a través de la compra de tabletas de chocolate. De esta manera se podía llegar a completar enteramente la extensa colección de 600 cromos.


Los cromos de Animales prehistóricos, del álbum del Chocolate Nestlé, de 1930-1935 

El Álbum Nestlé Tomo I era obsequiado por la casa Nestlé a los compradores de sus productos lácteos y muy especialmente de aquellos que eran los más consumidos: chocolates bombones y chocolatinas. Estaba encuadernado como un buen libro y destinado a coleccionar los cromos de diversa temática que se obtenían directamente en el interior de los envoltorios o canjeando los puntos que se conseguían en el interior o sobre el envoltorio de diversos productos de esta marca suiza. Los productos eran la leche condensada La Lechera, los chocolates, el cacao y los bombones de las marcas Kohler, Peter, Cailler y Nestlé, crema de queso La Lechera, harina lacteada Nestlé, leche malteada Nestlé, mantequilla danesa La Lechera, harina sin leche malteada Milo, flor de nata Nestlé, Lactógeno. repartidos con productos de esta casa. El álbum tiene capacidad para almacenar seiscientos cromos numerados, repartidos en cincuenta series de doce cromos cada una. Los temas representados son principalmente de contenido científico o cultural y finalidad educativa.
Los cromos miden 56 x 40 mm, estando realizados por el antiguo procedimiento denominado cromolitografía
Las ilustraciones temáticas centrales de las 50 páginas sobre las que van pegados los 12 cromos de las 50 series y las de las páginas intercaladas, con información para el coleccionista o publicidad de Nestlé, están realizadas por el artista gráfico Pedro Clapera.

Aspecto de la página 52 del álbun de Nestlé, publicado en España, desde 1930 a 1935, mostrando todos los cromos que constituían la serie  nº 40, completa. Dedicada a mostrar los animales prehistóricos que eran más populares en aquella época

Entre 1930 y 1935 la filial española de la empresa suiza Nestlé publicó en España una colección de cromos educativos y su correspondiente álbum. Era una especie de libro en el que poder ordenarlos, exponerlos, consultarlos y conservarlos, con facilidad y elegancia. 
Desde principios de la década anterior (1920), Nestlé había estado publicando el mismo álbum y los mismos cromos, en otros diversos países europeos: Alemania, Francia, Italia, Suiza, Reino Unido, etc., rotulados o escritos en sus correspondientes idiomas: alemán, inglés, francés, italiano, etc..

En el caso particular de este álbum español y de sus precursores extranjeros, los dinosaurios aparecían mezclados con otros animales prehistóricos, sin ningún orden cronológico, ni alfabético, ni geográfico. Formaban parte de una serie de 12 cromos que constituían la serie nº 40, dedicada al tema de "Los animales prehistóricos". 
Los cromos, en su parte posterior llevaban impresa publicidad de productos de la maca Nestlé, mientras que en su parte anterior, llevaban impreso su número en la serie y el nombre del animal, información que servía para colocarlos en las correspondientes casillas numeradas, distribuidas en forma de U, alrededor de un espacio rectangular que identificaba el lema y el número de la serie y contenía una ilustración temática del dibujante P. Clapera, en el caso de esta serie eso sucedía en la página 52. 


Aspecto del cromo nº 3 de la serie 40. Se ha representado la morfología imaginada de un par de Diplodocus, en medio de un paisaje pantanoso, su supuesto  hábitat natural y bajo un cielo de tonalidades amarillas y rojizas, de aspecto crepuscular. En la esquina inferior izquierda, dentro de un rectángulo blanco, hay una pequeña silueta humana que habría de servir para dar una idea aproximada del tamaño relativo de esta clase de animales prehistóricos. 

Los animales prehistóricos que aparecían representados gráficamente y a todo color, en los 12 cromos de esta serie educativa distribuida por Chocolates Nestlé, en España, eran los siguientes: 
nº 1: Oso de las cavernas; nº 2: Mosasauro; nº 3: Diplodocusnº 4: Elasmosauro; nº 5:  "Mammouth"; nº 6: "Hadrosaure"; nº 7: Laelapsnº 8: Mylodon; nº 9: Dimetrodonnº 10: "Stégosaure"nº 11: "Mégaceros" y nº 12: Agathamos.

Se puede ver que los nombres de algunos animales no han sido traducidas al castellano y aparecen en su versión inglesa (Mammouth) o francesa (HadrosaureStégosaure) original, mientras que algún otro tiene una acentuación incorrecta. 
En la lista anterior de los 12 cromos que formaban la serie, se han señalado remarcando en color amarillo el nombre de aquellos animales prehistóricos pertenecientes al grupo de los dinosaurios.
En color naranja se han señalado el nombre de aquellos otros animales que, con mucha frecuencia y de forma errónea, la cultura popular ha incluido o asociado, equivocadamente, al grupo de los dinosaurios.


Aspecto del cromo nº 6 de la serie 40. Se ha representado la morfología imaginada de un "Hadrosaure", situado delante de un paisaje mixto, forestal y lagunar, su supuesto  hábitat natural. 
En la esquina inferior izquierda, dentro de un rectángulo blanco, hay una pequeña silueta humana que habría de servir para dar una idea aproximada del tamaño relativo de esta clase de animales prehistóricos. 




Publicidad y promoción comercial. La empresa suiza Nestlé, igual que hacían otras, aprovechaba la popularidad y multiplicidad de los cromos que distribuía con sus chocolates, para hacerse propaganda gratuita, anunciando entre los consumidores de chocolate otros diversos productos de la marca Nestlé. Se pretendía influir sobre los hábitos de los consumidores por medio de unos sencillos anuncios que se incluían junto con la escena, de forma bien visible, en la parte inferior de los diferentes cromos que constituían cada una de las diversas series coleccionables.

Aspecto del cromo nº 7 de la serie 40. Se ha representado la morfología imaginada de un Laelaps, nombre antiguo y obsoleto del Dryptosaurus, en medio de un paisaje pantanoso, su supuesto  hábitat natural, mientras despedaza los restos de una víctima
En la esquina inferior izquierda, falta la pequeña silueta humana, dentro de un rectángulo blanco,  que podría servir para dar una idea aproximada del tamaño relativo de esta clase de animales prehistóricos. 



Lactogeno para el recién nacido. En el caso particular de la serie dedicada a divulgar a "Los animales prehistóricos", el producto propio que la empresa suiza Nestlé intentaba promocionar en Españaen la época de 1930-1935, a través de la publicidad incluida en la base de los  cromos de la serie 40, era un producto denominado Lactogeno para el recién nacidoSe trataba de un producto lácteo deshidratado, presentado en forma de polvo, distribuido en farmacias, novedoso y caro, preparado para sustituir la leche materna, en los casos en que no se podía obtener de la madre o era rechazada por el bebé. Era un producto farmacéutico derivado de la primitiva "farine lactée", inventada en 1867 por el boticario suizo de origen alemán, Henri Nestle, fundador de la empresa Nestlé.


Aspecto del cromo nº 9 de la serie 40. Se ha representado la morfología imaginada de un Dimetrodon, ante un paisaje desértico y lagunar, su supuesto hábitat natural
En la esquina inferior izquierda, falta la pequeña silueta humana, dentro de un rectángulo blanco que podría servir para dar una idea aproximada del tamaño relativo de esta clase de animales prehistóricos. 

Frecuentemente la cultura popular ha confundido a Dimetrodon, con una clase de dinosaurio o con alguna clase de reptil similar que fue contemporáneo suyo. Pero, en realidad, el género Dimetrodon vivió durante el Triásico, al menos 40 millones de años antes de la aparición del primer dinosaurio verdadero.
A pesar de tener apariencia de reptil, 
Dimetrodon se encontraría mucho más relacionado con los mamíferos primitivos que con cualquiera de los reptiles modernos. Sin embargo, la familia a la que pertenece el género Dimetrodon se extinguió prematuramente no pudiendo formar parte del linaje de reptiles mamiferoides que posteriormente daría origen a los mamíferos vivientes.

La  "farine lactée" de Nestlé era un compuesto relativamente simple y sencillo de preparar, formado por una mezcla de leche de vaca que se condensada en vacío al mezclarla con cierta cantidad de azúcar hasta conseguir que la mezcla tuviera la densidad de la miel, a la que luego añadía una pequeña cantidad de harina de trigo hasta conseguir una papilla ligera. Después el compuesto se dejaba secar completamente y se le añadía un poquito de bicarbonato potásico, antes de envasarlo para su posterior distribución en farmacias. Este producto salvó la vida a muchos recién nacido en la Europa de finales del siglo XIX e hizo muy famoso y apreciado a su inventor y más grande a su empresa.

Aspecto del cromo nº 10 de la serie 40. Se ha representado la morfología imaginada de un "Stegosaure", situado en medio de un paisaje mixto, de pradera arbolada, de tipo sabanoide, su supuesto hábitat natural. 
En la esquina inferior izquierda, dentro de un rectángulo blanco, hay una pequeña silueta humana que habría de servir para dar una idea aproximada del tamaño relativo de esta clase de animales prehistóricos. 

El producto alimentario heredero de la primitiva harina lacteada de Nestlé que era conocido con el nombre comercial de Lactógeno y que había sido distribuido en la década de 1930 por Nestlé en Europa, posteriormente, darían origen a otras leches maternales en polvo, muy similares en cuanto a composición química, propiedades nutritivas y función alimentaria, pero de nombres muy distintos: Eledón, Nestógeno y Pelargón, que fueron distribuidas en España, en las décadas de 1940 y 1950


Algunos comentarios personales

Estos cromos, como algunos otros de la época, se limitaban a presentar gráficamente una escena con un protagonista principal, pues no iban acompañados de ninguna información explicativa complementaria en la parte posterior del cromo ni en las páginas del álbum en las que debían ser colocados. La parte posterior se dedicaba a hacer propaganda de productos comerciales de la propia empresa.


Los animales prehistóricos que aparecen representados en esta serie de cromos, publicados y distribuidos en España, durante los años 1930-1935 del siglo XX port Nestlé, son los mismos que aparecieron algunas décadas antes en en otros países europeos: Véanse los distribuidos por Chocolates Suchard en 1899, en Representación del mundo primitivo en los cromos coleccionables (1)Representación del mundo primitivo en los cromos coleccionables (2) y Representación del mundo primitivo en los cromos coleccionables (3) que publicamos en el blog Glossopetrae en el año 2016. 

También son los mismos animales prehistóricos que habían estado apareciendo en las láminas e ilustraciones de diferentes revistas ilustradas españolas muy populares, desde mediados del siglo XIX hasta ese mismo momento (Veánse las entradas publicadas en este mismo blog, desde 2011 hasta 2016, bajo el subtítulo: "Los dinosaurios en los medios de comunicación, españoles, más populares: la prensa periódica, el cinema, los cromos y los tebeos",  en la sección: "Primer periodo: desde 1880 hasta 1900)

Aspecto del cromo nº 12 de la serie 40. Se ha representado la morfología imaginada de un "Hagathamos", nombre alterado de Agathaumas, situado en medio de un paisaje mixto, de pradera y arbustos, su supuesto  hábitat natural. 
En la esquina inferior izquierda, falta la pequeña silueta humana, dentro de un rectángulo blanco, que podría servir para dar una idea aproximada del tamaño relativo de esta clase de animales prehistóricos. 

Agathaumas fue el primer ceratopsido conocido por la ciencia, aunque se sabe relativamente poco sobre este género. Puesto que el espécimen original consistía solo de los huesos de la cadera, las vértebras de la cadera y algunas costillas de aquel animal y debido a que estos huesos varían poco entre las diferentes especies de los ceratópsidos, es usualmente considerado un nomen dubium, es decir, un nombre de dudosa vslidez. Agathaumas es probablemente un sinónimo de Triceratops, pero debido a que los restos óseos disponibles eran tan escasos y son tan incompletos, no pueden ser atribuidos con total seguridad como pertenecientes a un individuo del género Triceratops, ni pueden ser considerado como su sinónimo mayor.

Nota

Todas las imágenes que ilustran esta entrada han sido extraídas de la Biblioteca Digital Hispánica que reproduce íntegramente en imágenes el contenido completo de este álbum


Fuentes

- Anónimo. Henri Nestlé. Wikipedia
- Anónimo. 2017. Henri Nestlé y la fórmula que salvó vidas. kien y ke. 7 /7/ 2017
Anónimo. Álbum Nestlé Tomo IBiblioteca Digital Hispánica
Obra colectiva. 2018. Ciencia y color en los álbumes de Nestlé: Medio siglo de publicidad y cultura (1921-1966) Carlos Barciela, (editor). Publicacions de la Universitat d'Alacant. 

No hay comentarios: